Usted está aquí

Actividad

Foro DM «Racismo social, racismo institucional: ¿derecho a la ciudad?»

Miércoles, 25. Abril 2018 - De 21:00 hasta 23:00
Lugar: 

Librería Traficantes de Sueños
Entrada libre
Aforo limitado

Organiza: 
Instituto DM
Materia: 
Nº de comentarios: 0
descripcion alternativa Versión para impresión

El 15 de marzo de 2018 muere, como consecuencia de una persecución policial, Mame Mbaye. Mame era senegalés y llevaba trece años en España trabajando en una de las pocas actividades posibles cuando las leyes de un país te convierten en sin papeles: la venta ambulante. Hace ya un mes de estos días durísimos en los que no solo perdimos a Mame Mbaye, sino también, y como resultado de las desproporcionadas cargas policiales que tuvieron lugar en la noche del 15, a Ousseynou Mbaye.

Como se dijo en su momento, estas muertes no son accidentales, sino la consecuencia inevitable de unas políticas europeas, estatales y municipales que apuntalan un régimen de fronteras xenófobo y racista.

En el ámbito español, la ley de extranjería es la arquitectura institucional que condena a las personas de origen extranjero al limbo de la ilegalidad, las excluye del derecho a tener derechos y las convierte, en consecuencia, en la mano de obra explotable y en los chivos expiatorios criminalizables de una sociedad cada vez más acechada por el régimen de precarización y empobrecimiento que es la economía neoliberal.

El objetivo de este foro sería analizar, por un lado, cuáles son los dispositivos institucionales y sociales que excluyen a la población de origen migrante del derecho a la ciudad; cuáles son las prácticas no solo xenófobas, sino también racistas en las que estos dispositivos se traducen; cuáles son, por último, las consecuencias de todo esto en las vidas cotidianas de las personas de origen extranjero, en especial, cuando estas son negras o marrones.

Por otro lado, pensamos que es urgente y vital trazar los caminos que conduzcan a tejer alianzas políticas imprescindibles entre personas con papeles y sin papeles, autóctonas y extranjeras, negras, marrones y blancas para demoler, juntxs, esas fronteras internas y externas que hacen que no todas las vidas valgan lo mismo.

¿Cómo podemos luchar en alianza por un derecho a la ciudad que sea cada vez más de todos y todas, en vez del privilegio de cada vez menos personas? Este es uno de los mayores desafíos que tenemos entre manos en los próximos tiempos. Nos va mucho en ello.